Páginas vistas en el último mes

sábado, 7 de enero de 2012

LA RISA, UNA TERAPIA.

Sin dudas, es un paliativo fenomenal. Muchos músculos se mueven cuando reímos. Incluso, cuando sonreimos. (Que es como la raíz cuadrada, de la risa...no?.) Hay grupos de apoyo sicológico en varias partes del mundo, que usan la risa como terapia. No nos olvidemos del gran Pacht Adams. Y también se dice que hay que hacerlo, aunque no haya un motivo. Por práctica no más. Se crean las llamadas endorfinas, que son las hormonas del placer. ¿No le parece que es siempre mejor reir ante cualquier cosa fea?. Si. Es saludable. El chiste anima. Cuando alguien se cae, se rie. Por eso, el payaso. La bofetada, también causa risa. Aunque parezca violenta- todo lo es- es un gag que siempre se practica en el circo, en el teatro. En todo los programas cómicos de televisión ha habido o hay, un llamado aqui en Argentina, "bife". Una piña. (También así, le llamamos). Y otra cosa que es recurrente en el teatro y la televisión: la guerra de los pasteles. ¿Se acuerdan de los Tres Chiflados?. Hay que reirse. Porque se puede acabar el mundo, y la risa, y la sonrisa, van a enfrentar ese momento. ¿Le parece exagerado?. Entonces, piense cuando llegue ese momento-si es que le toca a usted- cuanto ha experimentado este don del hombre en toda su vida. Y así, podrá abrazar a su hermano agradeciendo. Porque usted, seguro, si así lo ha hecho, ha vivido. No se prive de ella, de igual manera que tampoco de algo misterioso y bello, que acompaña la risa: el amor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario